Para la puesta en marcha lo primero es obtener los permisos de obras del Ayuntamiento, teniendo en cuenta que las instalaciones fotovoltaicas de autoconsumo conectadas a red están regulada por el Real Decreto 900/2015, mientras que las instalaciones fotovoltaicas de autoconsumo aisladas quedan fuera del ámbito de aplicación de este Real Decreto. Una vez obtenidos los permisos, el proceso de instalación en tu vivienda puede durar de 1 a 3 días.

Nosotros nos encargamos de realizar la legalización y la inscripción de la instalación en el Registro de Autoconsumo.

La instalación fotovoltaica es muy sencilla. y se realiza siempre con los mayores estándares de seguridad y atención para evitar el mínimo impacto en la vivienda. La actuación en la cubierta se realiza siempre cumpliendo las más exigentes medidas de seguridad.